Santa Fe: por una nueva Ley de Agrotóxicos...por una ley de agroecología

Basta de agrotóxicos, fertilizantes químicos y transgénicos.

Es la hora de la agroecología, la producción orgánica y la soberanía productiva y alimentaria.

miércoles, 12 de noviembre de 2014

10/11/2014 Declaraciones del Gerente de Planta Dioxitek, Córdoba.

https://www.facebook.com/groups/noalreactornucleardeformosa/permalink/709255499162248/

10/11/2014 Declaraciones del Gerente de Planta Dioxitek, Córdoba. De estos dichos se pueden deducir varias cosas. Que se oculta información, acerca del grado de radiactividad del material con el que se trabaja y los transportes a través del país.
---------------------------------------
La Municipalidad de Córdoba resolvió no prorrogar la habilitación de la empresa Dioxitek para que siga funcionando en el predio de barrio Alta Córdoba.
El presidente de la empresa, Gustavo Navarro, en diálogo con Cadena 3 señaló: "Fehacientemente no llevaron a la práctica el hecho administrativo, la única comunicación que tenemos es la de los medios". "Pero si hay clausura la cumpliremos", indicó Navarro.
"Teníamos un convenio tripartito que firmamos el 7 de noviembre de 2012, entre la Municipalidad, Dioxitek y la Comisión Nacional de Energía Atómica (Cnea) que vencía el 7 de noviembre de 2014", agregó.

Navarro señaló que hicieron un pedido de prórroga formal al Municipio, "anterior a los acontecimientos de la semana pasada".
"Al no haber respuesta oficial el convenio se venció", indicó.
Navarro explicó que los trabajadores hoy concurrirán a la planta porque "una cosa es la actividad y otra los trabajos en la planta".
"Tenemos una serie de cosas que hacer, no podemos dejar la planta sola", indicó. Explicó además que pidieron la prórroga en virtud de que el predio que la Cnea adquirió en Formosa no está operativo aún: "Ahora tenemos la licencia ambiental, pero las autorizaciones se demoraban".
Navarro señaló que es un tema muy complejo "cerrar una planta y abrir otra", al tiempo que advirtió que habrá un bache en la provisión de dióxido de uranio durante ese proceso.
Además explicó que cada planta funciona con dióxido de uranio de determinadas características. "Canadá lo fabrica, pero tendría que desarrollar el producto que nosotros consumimos y no es fácil suplirlo", agregó.
Navarro señaló que desde 1.999 han hecho ingentes esfuerzos para que Dioxitek tenga un lugar definitivo: "Somos una actividad legal y legítima, pero a veces los poderes políticos son más permeables que a la verdad científica".
"Somos el eslabón más débil en la cadena nuclear. En el mundo se extraen de la tierra 60 mil toneladas de uranio por año para uso nuclear", agregó.
"De esas 60 mil toneladas, el 30% se produce dióxido de uranio en distintas plantas en Canadá, Francia, Estados Unidos, Japón, Europa, Australia", dijo.
"Por ideología y presiones ambientales, nosotros no podemos extraer nuestro uranio y tampoco podemos fabricar el dióxido de uranio", señaló.
Navarro señaló que tiene 35 años trabajando en la planta y siente un "profundo dolor por lo que pasó" en Alta Córdoba (la explosión en la química Raponi).
Además explicó que si la explosión hubiera alcanzado la planta "no habría habido ninguna consecuencia".
"Ahora vamos a ver cuáles son las acciones a seguir, porque tenemos que ver qué hacemos con el material que tenemos en la planta", indicó.
Sobre los residuos, Navarro explicó que Dioxitek hace una "gestión parcial, hasta que la Cnea hace la gestión final que son pocos volúmenes".
"Después de 32 años de operación, el volumen no alcanza a un galpón de diez por diez metros", agregó.
El material que dispone la Cnea va a un predio en Ezeiza.
"Esto es una actividad química que trabaja con un material de baja radiactividad que no desarrolla actividad nuclear", indicó.
"Las tecnologías aseguran, dentro de los riesgos aceptables, un funcionamiento de la planta sin ningún tipo de contaminación", indicó.
"El punto es que existe una ideología en contra de la energía nuclear y que persigue, sin argumentos técnicos, y nos estigmatiza como industria", señaló.
"No vamos a discutir porque no tenemos por qué hacerlo. Somos respetuosos de las decisiones del intendente", afirmó.
"En la práctica uno tiene dolor, porque creo que hemos dado a Córdoba muchísimo y también a nuestra Universidad", añadió.
"Nos duele que nos estigmaticen, creo que no lo merecemos, somos una empresa muy regulada y hemos cuidado de nuestros vecinos y nuestros trabajadores", finalizó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Criticidad, honestidad intelectual y de todas las especies, creatividad, denuncia y anuncio...