Santa Fe: por una nueva Ley de Agrotóxicos...por una ley de agroecología

Basta de agrotóxicos, fertilizantes químicos y transgénicos.

Es la hora de la agroecología, la producción orgánica y la soberanía productiva y alimentaria.

martes, 17 de noviembre de 2015

LA FAO LANZA EL AÑO INTERNACIONAL DE LAS LEGUMBRES PARA EL 2016


INCUPO
Ayer a las 9:54 ·

LA FAO LANZA EL AÑO INTERNACIONAL DE LAS LEGUMBRES PARA EL 2016

Bajo el lema Semillas nutritivas para un futuro sostenible, la Asamblea General de la ONU a través de la FAO declaró ayer 2016 como Año Internacional de las Legumbres, con protagonismo para los porotos.

Se trata de una campaña internacional para crear conciencia de sus beneficios y promover su producción y comercio, además de fomentar usos nuevos y más inteligentes en toda la cadena alimentaria por su alto contenido proteico y sus beneficios para la salud.

Las legumbres son cultivos importantes para la seguridad alimentaria de buena parte de la población mundial, sobre todo en América Latina, África y Asia, donde forman parte de las dietas tradicionales, señaló el director general de la Organización de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), José Graziano da Silva.

Ese producto, incluido todo tipo de frijoles y guisantes secos, son una fuente barata, deliciosa y muy nutritiva de proteínas vitales y micronutrientes que pueden ser muy beneficiosos para la salud y el sustento de las personas, en particular en los países en desarrollo, agregó.

Un comunicado del secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, leído en su nombre durante la ceremonia de presentación, expresa que las legumbres pueden contribuir de manera significativa a tratar el hambre, la seguridad alimentaria, la malnutrición, los desafíos medioambientales y la salud humana.

De acuerdo con la FAO existen cientos de variedades de legumbres en todo el mundo y señala entre las más populares todas las variedades de porotos secos, como las alubias, habas de Lima y frijolillo, además de los garbanzos, caupís, porotos de carete y guandules.

Graziano da Silva subrayó cómo las propiedades fijadoras de nitrógeno de las legumbres pueden mejorar la fertilidad del suelo, lo que incrementa a su vez la productividad de las tierras agrícolas, y elimina la dependencia de los fertilizantes sintéticos.

Tales condiciones conducen a una menor huella de carbono e indirectamente, a menores emisiones de gases de efecto invernadero, aseguró.

Los últimos Años internacionales se han dedicado a los suelos, la agricultura familiar y la quinua.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Criticidad, honestidad intelectual y de todas las especies, creatividad, denuncia y anuncio...